¿Cómo lavar cortinas a mano?

las cortinas son precisamente uno de los elementos del hogar cuya limpieza tendemos a olvidar, de manera que van acumulando polvo y suciedad e incluso malos olores. De hecho, con el paso del tiempo, las cortinas tienden a perder ese lustre y ese tono original que solo podemos devolver con un lavado a conciencia. Pero, ¿cómo lavar prendas como estas de tan grandes dimensiones? Desde Textiles Pastor os mostramos algunos consejos para que limpies las cortinas de vuestros hogares.

Aunque la mayoría de tejidos se pueden meter en la lavadora sin problemas, te recomendamos lavar tus cortinas en la bañera o en un barreño de gran tamaño. Hazlo con agua tibia o fría y utilizando un jabón que respete los tejidos y los colores. Deja reposar unas horas las cortinas moviendo la tela de vez en cuando para que se impregne por igual.

Vacía el agua jabonosa del barreño y vuelve a llenarlo, esta vez, añadiendo un poco de suavizante para dejar los tejidos más suaves y manejables. Deja reposar una media hora y entonces aclara las cortinas con agua limpia para después escurrir con suavidad.

Tiende por último las cortinas al aire libre, a ser posible al sol, y bien extendidas para que no se arruguen mucho ni acumulen humedad. No esperes a que se sequen por completo para colgarlas en su barra. Hazlo cuando todavía estén algo húmedas para que se planchen solas con el propio peso de la tela.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR